Propuesta 147 – Taller de CREATIVIDAD LITERARIA

taller de creatividad literaria-147En esta ocasión debéis redactar en no más de 2.500 caracteres el mismo relato de la Propuesta 146 pero en esta ocasión contada por un trabajador de mantenimiento del centro escolar.

 

 

Si necesitáis recordar cómo puede ser el punto de vista del narrador, podéis leer este artículo:
.

.

..

Recordad que para contar los caracteres de un texto, podéis usar el menú Herramientas de Word o cualquier contador de caracteres en línea como estos:

 

 

 

Enviad vuestros textos en el espacio para los comentarios.

Para ver todo el taller de Creatividad literaria, pulsa AQUÍ.

 .

.

.

el libro <br><br> de todos <br><br>mis viajes

EL LIBRO DE TODOS MIS VIAJES
*
*

  2 comments for “Propuesta 147 – Taller de CREATIVIDAD LITERARIA

  1. Naddia
    14 enero, 2018 at 23:11

    Pues mire señor, la verdad es que ya no sé cuántos años llevo en este colegio. Vine de jovencita a ver a la madre Flores y le pedí empleo. Yo no tenía formación, pero sí muchas ganas de trabajar y me ofrecieron un puesto de limpieza y en las cocinas. Ahora recojo los comedores y la verdad es que es más entretenido que fregar. Los niños siempre me han gustado y estas niñas, aunque a veces son un poco señoritingas, hay que reconocer que son educadas y les coges cariño.
    Pero también son un poquito puercas, no vamos a engañar. A veces hay comida escondida debajo de las mesas, se ve que no saben lo que cuesta ganar el dinero para comer. Y eso que las monjas insisten en la pobreza y hasta las hacen ayunar el día del ayuno voluntario y les dan de comer solo una tortilla francesa. Claro que luego llegarán a su casa y tomarán chocolatinas, pero algo siempre queda, que ya lo dice la madre Flores.
    Yo vengo de una familia muy pobre. Éramos muchos hermanos y a veces la comida escaseaba. Un poco de caldo, un trozo de grasa de cerdo y una patata. La leche no podíamos tomar la porque era para vender. La verdad es que no supe lo que era comer tres veces al día hasta que llegué al colegio.
    Y eso es muy duro ¡vaya si lo es! Pero gracias a Dios ahora estoy muy bien en este colegio de señoritas finas. Las pequeñas a veces son un poco desesperantes porque hay que darles de comer. La monja insiste en que coman solas, pero a mí me dan pena porque hay niñas muy pequeñas que se eternizan con cada bocado. ¡Ay, mi madre! ¡Cuánto vicio! Pero a las pequeñas les consientes todo. Para mí son como hijas, como las hijas que no he tenido.

  2. Olalla Alonso Álvarez
    14 enero, 2018 at 23:29

    Mi nombre es Manolo y soy el ayudante del bedel de un colegio de mala muerte. Mi tarea principal es encargarme de la sustitución de las bombillas, hacer fotocopias y purgar los radiadores en invierno. Soy un poco el manitas de este sitio. Esta vez, me han pedido que vaya a revisar los tubos fluorescentes del comedor. ¡Vaya fastidio! Es un viernes por la tarde y, para ser sinceros, es lo que menos me apetece en estos momentos, pero algo tengo que hacer. Me dirijo al comedor. Al fondo del pasillo está la señora de la limpieza hablando con Rosi, la pedante cocinera que es amable con todo el mundo. Desde pequeño no he aguantado a la gente bonachona, siempre he sido más bien un tipo huraño y mi trabajo estaría mejor si no hubiera niños de por medio. Es duro decirlo, pero es la verdad. Esos pequeños mequetrefes… Entro en el comedor y enciendo las luces. Dos de los tubos están fundidos y uno parpadea tanto que esto parece una discoteca. Cojo unas escaleras y los tubos de repuesto y empiezo a cambiarlos. Todo mi trabajo me recuerda a mi padre, que era electricista, y cuando era pequeño a veces me llevaba con él para que viese cómo arreglaba los circuitos y cambiaba las bombillas, todo para enseñarme y, como solía decir él: “Para que así el día de mañana seas un hombre de provecho”. Lo echo tantísimo de menos… Murió cuando yo solamente tenía quince años. Puede que por fuera aparente ser un gruñón, pero hay un niño en mi interior.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*