Propuesta 174 – Taller de CREATIVIDAD LITERARIA

taller de creatividad literaria-174Los refranes y dichos populares son una fuente inagotable de inspiración para escribir.

.

En esta propuesta tenéis que redactar con un máximo de 2.500 caracteres una historia basada en el siguiente refrán:

.

Siéntate a la puerta de tu casa y verás el cadáver de tu enemigo pasar.


.
Para que la historia resulte coherente, intentad que, aunque sea de forma breve, contenga la presentación de lo que va a ocurrir, el nudo de la historia y el desenlace final.

.

 

Por si alguien no recuerda en qué consisten estas partes de la estructura interna de la narración, podéis repasarlo AQUÍ.

 

.

Recordad que para contar los caracteres de un texto, podéis usar el menú Herramientas de Word o cualquier contador de caracteres en línea como estos:

 

 

 

Enviad vuestros textos en el espacio para los comentarios.

 

Para ver todo el taller de Creatividad literaria, pulsa AQUÍ.

.

.

El libro de mis buenos momentos

EL LIBRO DE MIS BUENOS MOMENTOS
*
Un libro para escribir
más de quinientas situaciones que te ayudarán
a recordar los mejores momentos de tu vida.
*
 Este libro es una herramienta para capturar con palabras nuestros buenos momentos contando las sensaciones que nos hacen vivir y los detalles necesarios para evitar que caigan en el olvido.
*
Contempla unas quinientas situaciones que todos hemos vivido o viviremos, con varias preguntas para cada una de ellas cuyas respuestas nos permitirán captar y disfrutar con más intensidad esos instantes irremplazables.
*
libros para escribir y luego leer

  2 comentarios en “Propuesta 174 – Taller de CREATIVIDAD LITERARIA

  1. Sandra Carrion Estay
    5 Marzo, 2017 at 23:28

    Sièntate a la puerta de tu casa y veràs el cadàver de tu enemigo pasar.

    Ana y Edith; son 2 mujeres adultas, casadas y con hijos ya adolescentes. Son vecinas y amigas, pasan los fines de semana juntas, celebrando cualquier cosa, en la casa de cualquiera de ellas. Con màs frecuencia se reùnen en la casa de Ana, porque su marido, se fue a trabajar fuera de la ciudad, al otro extremo del paìs y èsta parece necesitar la compañia de su amiga.
    Ana comenzò a trabajar despuès de los 40 años, por una necesidad imperiosa de generar recursos para dar de comer a sus hijos, ya que su marido estaba cesante hacìa mucho tiempo y no conseguìa empleo y por lo mismo se fue a otra ciudad. La relaciòn de pareja de Ana, iba de mal a peor. Su amiga Edith y el marido de èsta, que empezò a visitar la casa de Ana con frecuencia. Ellos invitaron a Ana a pasar unos dìas en el sur del paìs, Chiloè, y cuando regresaron, Edith, venìa con ataque de celos.
    Con la cercanìa de Ana y el marido de su amiga,

  2. Sandra Carrion Estay
    6 Marzo, 2017 at 01:03

    Con la cercanìa de Ana y el marido de Edith, su amiga, despertò en ellos un fuerte deseo sexual. Una atracciòn fìsica que no les fue posible controlar, y se convirtieron en amantes. El marido de Ana volviò, sin trabajo y sin plata. Ana y Edith seguìan siendo amigas, pero con la sospecha de Edith, que no se atrevìa a aclarar nada. Los comentarios en el barrio fueron aumentando, hasta que llegaron a oìdos del marido de Ana: y èste enfrentò a ambos.
    Ana se separò de su marido y a Edith la dejò el suyo, y luego de un año se fueron a vivir juntos.
    Edith no se conformaba con la separaciòn de su marido y visitò a cuanto hechicero le indicaron, para pagar por supuestos maleficios hacia Ana, hasta que una tìa muy querida por ella, la convenciò de que existe un refràn que dice “sièntate a la puerta de tu casa y veràs el cadàver de tu enemigo pasar” y que los refranes algo cierto deben decir, ya que permacen a travès del tiempo.
    Ana enviudò despuès de dos años. Jamàs le han propuesto matrimonio, jamàs ha querido divorciarse èl, nunca la ha tratado como la esposa. En el trabajo de èl conocìan a otra mujer, que no era Edith, ni Ana, como la mujer de èl, y tiene una hija con esa mujer.
    Ana tiene 2 hijas que se enfermaron ya adultas y padecen de una extraña enfermedad que las ha ido incapacitando, tiene un nieto con paràlisis cerebral, ella està casi ciega y èl tiene cancer de pròstata hace como 10 años y una pierna casi rìgida, y Edith pasa la vida sin sobre saltos de ningùn tipo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*